El pasado 28 de enero, siguiendo el llamamiento de la citada asociación vecinal, unas 200 personas se concentraron ante la “estación fantasma” para demandar su inmediata apertura. Al día siguiente, las vallas que impedían el acceso a sus instalaciones habían desaparecido y hoy, por fin, el ministro de Fomento ha procedido a inaugurarlas, para satisfacción de la vecindad. Lo ha hecho junto a Cristina Cifuentes, presidenta de la Comunidad de Madrid, la delegada del Gobierno, Concepción Dancausa, la delegada del Área de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, Inés Sabanés, y el concejal presidente de la Junta de Distrito de Fuencarral-El Pardo, Guillermo Zapata, entre otras autoridades.

Desde mañana, los trenes de las líneas C3, C7 y C8 harán parada en la nueva estación, dando servicio a unos 500.000 pasajeros, según Fomento, muchos de los cuales sin duda procederán del PAU de Montecarmelo, un barrio que se halla encerrado entre las autovías M-40 y M-607 y dispone de una cobertura muy deficiente de autobuses públicos. Buena parte de sus vecinos usan el coche a diario, contribuyendo a generar los grandes atascos de la salida norte de la ciudad.

Con la nueva parada, que tiene conexión con la estación de Metro Paco de Lucía, las gentes de este desarrollo urbanístico podrán llegar al centro de la ciudad en muy pocos minutos. El barrio está atascado “tanto para entrar como para salir”, recordó esta mañana en la inauguración Fernando Mardones, de la citada entidad vecinal, antes de celebrar una apertura que era “muy necesaria”, ya que la estación “será utilizada por muchos vecinos”.

El apeadero se encuentra entre las estaciones de Pitis y Ramón y Cajal. El primer tren de las líneas C3 y C8 en dirección a El Escorial parará en sus andenes a las 6:14, mientras que el último lo hará a las 23:56. Si el sentido es Chamartín-Atocha-Aranjuez, el primer convoy pasará a las 6:33 y el último a las 23:59. Por su parte, la C7 dirección Príncipe Pío prestará servicio desde las 6:31, y desde las 6:39 lo hará en dirección Alcalá de Henares.

En noviembre de 2015, el Ministerio de Fomento tenía previsto inaugurar la estación de Cercanías Mirasierra-Paco de Lucía, situada entre las calles Monasterio de El Paular y Monasterio de Las Huelgas, para dar servicio a las 45.000 personas que habitan en el entorno, vecinos y vecinas de los barrios administrativos de El Goloso y Mirasierra. En junio de 2016, su titular, Ana Pastor, anunció en la propia estación su apertura inmediata, y lo mismo hicieron los responsables de Adif en 2017. Esta mañana, por fin, la demanda vecinal, que la asociación vecinal de Montecarmelo defiende desde hace una década, se ha hecho por fin realidad.