Tal y como indica la citada plataforma en un comunicado, “hace tres años el Ministerio del Interior derribaba de manera vergonzosa la cúpula y demás elementos de la antigua cárcel de Carabanchel, desoyendo las numerosas peticiones que se realizaron para que se mantuviera, tanto por motivos arquitectónicos, como, sobre todo, por conservar la memoria de los que lucharon contra la dictadura franquista”.

 Para recordarlo, el domingo 23 de octubre, a las 12h, en el solar de la antigua cárcel (avenida de los Poblados – frente al polideportivo de las Cruces), tendrá lugar un acto en cuyo marco se inaugurará un Jardín de la Memoria, compuesto por una maqueta de la antigua cárcel, una placa conmemorativa, plantas ornamentales y cipreses que serán plantados en ese mismo acto.

Este acto, en el que participarán ex-presos (entre ellos Marcos Ana) y vecinos de la zona, será otro más en la lucha que la Plataforma por un Centro por la Paz y la Memoria en la cárcel de Carabanchel viene impulsando para que se construya un Centro de la Memoria en los terrenos del penal, ya que “es irrenunciable y de justicia para todas las personas que sufrieron la represión del régimen franquista”.

 Para la Plataforma, el lugar idóneo para el centro de la memoria es el pabellón del Hospital Penitenciario, que se mantiene en pie, y que actualmente está destinado a Centro de Internamiento para Extranjeros (CIE), y “en el que se priva de libertad, de nuevo hoy, a inocentes que no han cometido delito alguno: los inmigrantes sin papeles”.

Tras la inauguración del jardín, a las 13h, se presentará el Huerto de la Memoria, en el mismo solar, que ha sido impulsado por la comisión de ambiente y medio natural de la Asamblea Popular de Carabanchel.