Por segundo año consecutivo, Melchor, Gaspar y Baltasar llegaron con cierta antelación al distrito de Hortaleza. Sin embargo, a nadie pareció importar ese pequeño desajuste con respecto al calendario festivo oficial. No al menos a los cientos de personas que acudieron a la ‘cabalgata alternativa’ que activistas de una decena de asociaciones habían preparado haciendo frente a las inclemencias metereológicas en plena calle, bajo un puente.

La colaboración de las vecinas y vecinos y la solidaridad de varias asociaciones de otras zonas de la ciudad suplió la falta de medios económicos en la organización de una cabalgata a la que no le faltó detalle: una batucada anunciaba con su música la posterior llegada de grupos de payasos, gaiteros, animadores, funambulistas y, por supuesto, de los reyes magos, llegaron montados en una ballena. Dos carrozas les acompañaron. La del Espacio, ocupada por niños y mayores disfrazados de extraterrestres y la de los Regalos, un camión repleto de obsequios para todos los vecinos y vecinas que, a buen seguro, tampoco faltarán a la cita del próximo año.Foto: Kike Rincón (Madridiario).