El ligero descenso de las cifras globales de paro registrado en la capital de los últimos meses, que se han situado en niveles similares a los de 2011, no pueden ocultar una realidad lastrada por el aumento sin precedentes del empleo precario y temporal y de la brecha salarial, algo que corre parejo al incremento de las tasas de desempleo femenino, de parados de larga duración y de mayores de 45 años, así como al descenso del número de trabajadores inmigrantes. A la par que el desempleo se ha convertido en crónico para sectores cada vez más amplios de la ciudadanía, no cesan de aumentar las familias con todos sus miembros en paro, las personas que han agotado sus prestaciones y ayudas, así como aquellas en exclusión social.

La agudización de las necesidades de la población y la ampliación de los perfiles que demandan respuestas urgentes, en un contexto de disminución de recursos públicos, hace que el trabajo de los técnicos de empleo y de los profesionales del sector sociolaboral resulte cada vez más arduo y complejo y, como consecuencia, que los espacios de intercambio y cooperación sean cada vez más necesarios.

En este marco, uno de ellos, la Mesa de Empleo e Inmigración de Carabanchel y Latina, que agrupa a una treintena de entidades, organizó el pasado jueves 11 de junio la tercera edición del encuentro Más que empleo. Tras el éxito de las dos ediciones precedentes (2014 y 2013) que, centradas en el emprendimiento y en las salidas colectivas al desempleo congregaron a varios centenares de personas en paro, técnicos, entidades y empresas en los jardines del Puente de Toledo, en esta ocasión buscó conectar exclusivamente profesionales del sector. Y lo hizo en un lugar cerrado, el Espacio de Igualdad María de Maeztu.

Tal y como indica la agrupación promotora, este “encuentro técnico interdistrital” persigue “poner en valor el trabajo en red como metodología clave, dar a conocer las Mesas que están funcionando en diferentes distritos de Madrid y fortalecer lazos de comunicación e intercambios técnicos”. La organización invitó a todas las mesas de empleo existentes en la capital y a otros espacios análogos, así como a responsables de bibliotecas, centros educativos, agencias de empleo, oficinas de empleo y asociaciones vecinales de Carabanchel y Latina.

Recordemos que, con mayor o menor intensidad, en la actualidad funcionan las siguientes mesas de empleo de ámbito distrital: Puente de Vallecas, Tetuán, Centro, Carabanchel-Latina, San Blas y Vicálvaro. En otros lugares, como Hortaleza o Moratalaz, existen redes de entidades y técnicos que, aunque con denominación diferente, comparten características y objetivos similares. Estos espacios, que mantienen reuniones periódicas y organizan regularmente actos de carácter interno (como formaciones técnicas) y externo, están compuestos por todo tipo de organizaciones sociales que desarrollan proyectos de empleo como ONG, asociaciones sin ánimo de lucro, vecinales, instituciones públicas, organizaciones religiosas y otras entidades sociales.

El jueves, tras la presentación de las redes participantes, las y los técnicos centraron el debate en “experiencias y buenas prácticas”, así como en las “sinergias resultantes del trabajo en red”.