Con esta protesta, la red de apoyo mutuo vecinal exigirá a la concejala presidenta Almudena Maíllo “que asegure el Derecho a la Alimentación de todas las vecinas y vecinos que en nuestro barrio se encuentran en situación de exclusión social” y un refuerzo de los Servicios Sociales, que deberían ser declarados “servicio esencial hasta el fin de la pandemia”.

Además, “hasta que sea el Ayuntamiento el que asegure el Derecho a la Alimentación”, la red pedirá la cesión de un local para que pueda ser usado por la Despensa Solidaria de Moratalaz, uno de los proyectos más importantes de la red, que desde hace meses aporta ayuda alimentaria a centenares de familias del distrito.

“Vecino/a, acude, hay que impedir que familias de nuestro barrio se queden sin una alimentación digna”, indica la red en un comunicado que ha distribuido en el barrio.

Imagen: Red de Cuidados de Moratalaz