“La oferta de los equipamientos educativos en el distrito de Villa de Vallecas y, más en concreto, en el PAU, no es sino un exponente más de la política privatizadora que, desde hace años, está desarrollando la Consejería de Educación detrayendo recursos de la escuela pública para favorecer el desarrollo de la privada”. Con estas palabras resume Rosa Mª Pérez, presidenta de la Asociación vecinal PAU de Vallecas, la precaria dotación educativa en el nuevo desarrollo urbanístico. “En 2007 -señala Pérez- inauguraron dos colegios públicos, el CP Rodríguez Sahagún y el CP Loyola de Palacio. En apenas dos años, ambos han quedado pequeños. En el primero, la biblioteca hace las veces de aula de música y de psicomotricidad. Faltan aulas de Primaria, de informática, una sala de profesores adecuada al número de puestos escolares y un espacio de usos múltiples. Además y, a pesar de su reciente construcción, hay clases y pasillos que no cumplen las dimensiones mínimas que marca la ley. La Consejería de Educación -añade- se ha visto obligada a parchear las consecuencias de su pésima planificación ejecutando unas obras de ampliación que, como denuncia el AMPA del centro, ni siquiera garantizan la seguridad del alumnado”. El colegio Loyola de Palacio, por su parte, no sólo acumula la falta de 18 aulas prometidas por la Consejería de Educación y de una biblioteca, sino que concentra gran parte del alumnado con necesidades especiales, incumpliendo así el artículo 87 de la Ley Orgánica de Educación, que regula el equilibrio en la admisión de estos alumnos “lo que lleva -subraya Pérez- a que muchos padres y madres opten por la educación privada concertada, una opción que la Consejería favorece precarizando las condiciones de los centros públicos y destinando cada vez más recursos a la privada. Muestra de ello es la reciente cesión de una parcela pública a la Iglesia que está calificada como dotacional, lo que nos hace pensar que se destinará a la construcción de un centro privado religioso”.

Por todo ello, la Plataforma por la Escuela Pública de Vallecas, de la que forma parte la AV PAU de Vallecas, convocó una concentración que fue secundada por más de un centenar de personas para exigir la inmediata finalización de las obras de los colegios Loyola de Palacio y Rodríguez Sahagún; la construcción de un instituto público en el PAU; la paralización de las cesiones de suelo público para la construcción de centros privados; una asignación equilibrada de las plazas de los alumnos con necesidades educativas específicas y una mayor dotación de recursos materiales y humanos para los centros públicos.