Rosa Regàs, Jordi Dauder, José María Alfaya, Paco Ortega, Javier Marías, Almudena Grandes, Pilar Bardem, Carlos Castilla del Pino, Maruja Torres, Ángel González, Elvira Lindo, Ouka Leele, Julio Llamazares, Andrés Trapiello, Pepe Viyuela, Juan Luis Galiardo, José Sacristán, Moncho Alpuente y Wyomingin, entre otros personajes públicos, han rubricado, junto a 4.000 vecinos de Carabanchel, un comunicado en el que manifiestan su rechazo a la clausura de la biblioteca pública del Centro Cultural Municipal Federico García Lorca hasta que la administración no construya otra que la sustituya. Los vecinos recuerdan que, aún no se ha inaugurado la biblioteca de Carabanchel Bajo, excusa utilizada para justificar la clausura del servicio de la biblioteca del centro cultural.

La respuesta de la concejalía de Las Artes, a la que se ha hecho entrega de las 4.000 firmas, ha sido contundente: el número de préstamos de esta biblioteca es de las más bajas del sistema bibliotecario de Madrid -16.734 en el 2004, sobre una media por biblioteca de 65.488-, una cifra que, según el gabinete de Alicia Moreno, ha presentado una tendencia a la baja en los últimos años. Aduce, además, a la inminente apertura de una biblioteca en el antiguo mercado de Carabanchel, que contará con 1.600 metros cuadrados.

La Comunidad de Madrid, sin embargo, respondiendo al compromiso público asumido con los vecinos de Carabanchel y en el marco de colaboración con el Ayuntamiento para la creación de un Consorcio de Bibliotecas Públicas ha presentado una solución provisional instalando en el barrio una parada del Bibliobús, que se detendrá dos veces por semana hasta noviembre y se situará, de manera permanente a partir de esta fecha, con una capacidad de préstamo muy superior a la de la biblioteca Eugenia de Montijo.