Desde hace un año, un edificio modular de 350 metros cuadrados de superficie se levanta en la calle Liverpool, en el barrio de Las Rosas (San Blas). Se trata de una base del Servicio de Asistencia Municipal de Urgencia y Rescate (SAMUR) que el Ayuntamiento de la capital construyó en 2009 con cargo al Fondo Estatal de Inversión Local en respuesta a una conocida reivindicación vecinal. No en vano, denuncia la AV Las Rosas, “el tiempo de respuesta en el distrito es superior a la media, pues la asistencia sanitaria de urgencias depende de las bases de Hortaleza y Chamartín”.

Las obras finalizaron hace un año. El edificio, en cuya construcción el Consistorio invirtió más de 265.000 euros, sin embargo, permanece cerrado desde entonces ya que, asegura la entidad vecinal, “la obra no está recepcionada por el Ayuntamiento”. Exige, por tanto, a los responsables municipales que inicie los trámites necesarios para dar uso a unas instalaciones que ‘no dejan de deteriorarse’ y para ofrecer un servicio de emergencias prehospitalario ‘de primera necesidad para los vecinos de San Blas’.