El pasado 30 de junio, la Empresa Municipal de la Vivienda y del Suelo (EMVS) anunció que ponía a la venta 90 viviendas de reciente construcción en la calle del Abad Juan Catalán de la barriada de La Catalana. El inmueble se vende “como un todo único e indivisible a efectos de su enajenación”, incluidos garages y trasteros. La AV El Despertar de Vicálvaro subraya que “no se trata de vender las viviendas públicas a familias individuales que necesitan un techo, sino a grandes inversores o grandes empresas que obtendrían pingües beneficios en la operación”. 

“Lo más increíble, añade”, es que “se publicitaron unas jornadas de puertas abiertas el 24 de junio en las que se ofrecían las viviendas como de alquiler público para rentas inferiores a los 50.000 euros anuales” y “tan sólo seis días después un diario publicaba el anuncio de la venta”.

La asociación exigió a la concejala del distrito en el debate del Estado del Distrito que estas viviendas, “las únicas que se han construido con dinero público en muchos años en nuestro distrito”, “no sean malvendidas a grandes inversores” sino que “se pongan a disposición de vecinos y vecinas de nuestro distrito que tienen necesidad de una vivienda asequible por un alquiler social que no supere el tercio de los ingresos familiares”, de lo contrario ‘el PP incumplirá, una vez más, su propio programa electoral y el compromiso que adquirió en el Plan Especial de Inversión en el distrito’.