El pasado mes de julio, el Consejo Territorial de Hortaleza, que representa a la casi totalidad de las asociaciones vecinales del distrito, aprobó instar a la Junta Municipal a que la cabalgata de reyes recupere su recorrido tradicional por las calles del distrito y que las entidades ciudadanas interesadas puedan construir sus propias carrozas. Esta tarde, Javier Robles, portavoz del Consejo Territorial, defenderá en el pleno de la Junta Municipal esta reivindicación siguiendo el consejo de la concejala, que en su día invitó a los representantes vecinales a defender su propuesta en el pleno.

Desde hace más de 20 años, la Junta Municipal del distrito financiaba la Cabalgata de Reyes pero eran las asociaciones vecinales, sin interés económico alguno, quienes realizaban las carrozas, con la colaboración imprescindible de los niños de la zona, auténticos protagonistas del desfile del 5 de enero. Eso era así hasta que el pasado año la concejala del distrito, Elena Sánchez, decidió privatizar el acto y modificar el itinerario tradicional del desfile, evitando barrios “populosos” como la UVA, el Parque de Santa María o San Lorenzo, obligando a sus vecinos a desplazarse a otras zonas.

A las asociaciones que denunciaron la privatización (AV Villa Rosa, AV La Unión de Hortaleza, AV Portugalete, AV Antonio Machado-Pinar del Rey, AV Cárcavas-San Antonio, Mujeres Vecinales del Distrito de Hortaleza, Asociación Jóvenes del Parque, Asociación Fray Escoba, Asociación Proel, Asociación Amejhor y Radio Enlace de Hortaleza) se sumaron los pequeños comercios, que recordaron que la Cabalgata popular propiciaba “una participación entusiasta que iba mucho más allá de la venta de los materiales”.

En todo caso, la privatización de la Cabalgata no impidió que las asociaciones organizaran su propio desfile, que transcurrió por las calles del distrito con gran afluencia de público.

En el pleno municipal de esta tarde, el portavoz del Consejo Territorial instará a la Junta Municipal a que retome el espíritu popular del acto y permita participar a las asociaciones con sus carrozas, tal y como demandan todas las entidades del distrito.