Aunque es consciente de que todavía no se ha aprobado un presupuesto concreto para realizar las obras de la nueva instalación sanitaria, Antidio Vinuesa, miembro de la Asociación Vecinal La Nueva Elipa, subraya la importancia del nuevo acuerdo de la Junta de Distrito de Ciudad Lineal. Según sus palabras, “por fin ha habido unanimidad entre todos los grupos políticos para reclamar a la Comunidad de Madrid la construcción de un centro de salud que la presidenta Esperanza Aguirre prometió en 2007”. El pasado 10 de enero, el pleno del distrito aprobó una proposición presentada por el grupo socialista, con una transaccional del PP, que instaba a la Consejería de Sanidad a informar sobre el estado en que se encuentra este proyecto. La oposición municipal subrayó que la Comunidad de Madrid dispone de un fondo especial que podría usar en esta legislatura para ejecutar el centro de salud.

En el citado pleno, el equipo de Gobierno de la Junta ratificó también que el Ayuntamiento de Madrid ya ha concluido el proceso de cesión al Ejecutivo regional de la parcela sobre la que se levantará la nueva dotación, un solar ubicado entre las calles José Barbastre y San Clodoaldo.

El nuevo centro de salud es una vieja reivindicación del vecindario de La Elipa, una demanda que ha servido de bandera de diferentes acciones impulsadas por la asociación vecinal del barrio como manifestaciones, concentraciones y asambleas informativas. Su apertura servirá para descongestionar el equipamiento que actualmente usan sus vecinos y vecinas, el saturado Centro de Salud de Daroca que, próximo a Ventas, atiende la demanda de más de 55.000 personas.