A lo largo de la tarde del lunes 12 de marzo, las calles del barrio se llenaron de padres, madres, niños y niñas reivindicando la inmediata construcción del colegio Ausias March y del instituto de Butarque.

Más de 2.000 personas, la mayoría ataviadas con las camisetas amarillas que ya se han convertido en el símbolo de la lucha que estos vecinos mantienen por conquistar unos equipamientos públicos dignos, se dieron cita en el colegio Ausias March, el centro cuyas obras están paralizadas desde que la empresa constructora, Andobras SA, presentara concurso de acreedores el pasado 1 de febrero.

La Asociación Independiente de Butarque (AVIB) recuerda que el problema afecta, por un lado, “a los niños que terminan el segundo ciclo de educación infantil y que deben empezar primaria en septiembre y que, a seis meses, cuentan con un solar donde deberían tener un colegio y, por otro, los alumnos de primero y segundo de la ESO, que tendrían que ocupar las aulas del colegio al carecer el barrio de un instituto”.

“No somos recortables”, “Colegio e instituto, ya”, “Quiero estudiar en mi barrio”, fueron algunos de los lemas más coreados en el transcurso de la marcha.

La asociación y las AMPA del barrio advierten de que las movilizaciones “no han hecho más que empezar”. De hecho, han programado una concentración que tendrá lugar en frente a la sede del Gobierno regional, en la Puerta del Sol, el próximo 25 de marzo para exigir una reunión con la presidenta, Esperanza Aguirre, para que “se ponga fin a la política de parches y chapuzas que desde la consejería de Educación se ha estado aplicando en el barrio de Butarque y que está provocando que cada año se repitan los problemas de escolarización”.