‘Cuidado con los comerciales del oligopolio eléctrico’: este es el título del bando ciudadano que un pregonero de la Plataforma por un Nuevo Modelo Energético leyó ayer, 14 de octubre, por la tarde, en la plaza de Lavapiés y que sirve de arranque de una campaña contra las prácticas abusivas de captación de clientes de las grandes compañías eléctricas. Tras su lectura, responsables de la plataforma y de asociaciones de consumidores y usuarios realizaron una pegada del escrito en portales y comercios del barrio, algo que también realizarán durante las próximas semanas las asociaciones vecinales de la FRAVM en sus respectivos barrios y municipios.

Tal y como recordó la citada plataforma, en los últimos meses es frecuente ver en nuestros bloques de viviendas la labor de comerciales que ‘van de casa en casa ofreciendo a los vecinos un cambio de contrato que incluye suculentas ofertas y descuentos. Pero con las siguientes facturas llegan las sorpresas: resulta que el usuario que se ha acogido a alguna de estas ‘ofertas’ termina pagando mucho más que antes en su recibo de la luz’.

Los comerciales se aprovechan del desconocimiento y confianza de los vecinos para incluir en el contrato servicios no solicitados y subir el término fijo (potencia contratada) sin ser necesario, lo que redunda en un aumento final de la factura.

Por eso, ante las numerosas reclamaciones de los usuarios afectados, la Plataforma por un Nuevo Modelo Energético, con el apoyo de la FRAVM, la Asociación de Usuarios de Bancos, Cajas y Seguros (ADICAE), la Asociación General de Consumidores (ASGECO) y la Confederación Estatal de Consumidores y Usuarios (CECU), ha decidido impulsar una campaña de información ‘para alertar de los abusos y engaños cometidos por los comerciales del oligopolio eléctrico’ en cuyo marco se inscribe el citado bando ciudadano.

En él, las entidades sociales recomiendan al vecino o vecina que ‘desconfíe de las ofertas’ que ofrecen los comerciales de puerta fría de las compañías eléctricas y que incluso, con objeto de no caer en engaños, no les abra la puerta ‘ni les muestre su factura’. Además, le invita a realizar contratos con ‘comercializadoras alternativas con tarifas transparentes’ y con una tarifa con ‘discriminación horaria’.  Con esta modalidad de tarifa, el consumidor paga hasta un 50% menos en determinados tramos horarios, principalmente por la noche. Por último, el bando sugiere que las familias comprueben si pueden solicitar el bono social, que incluye importantes descuentos para ‘familias numerosas, pensionistas, personas en paro y contratos de menos de 3Kw de potencia’.

La FRAVM invita a los vecinos y vecinas de la región a imprimir y distribuir un bando que puede ser descargado desde el siguiente enlace.