El cierre temporal afecta a todas las áreas de la FRAVM, de tal modo que su página web y perfiles de redes sociales permanecerán inactivos o con una actividad muy residual. Después de doce meses particularmente frenéticos, los cuerpos y las mentes de las personas que conforman la estructura de la organización requieren de un descanso. El curso que arranca en septiembre se presenta lleno de proyectos e iniciativas vecinales.

Siempre que la situación sanitaria lo permita, el 1 de septiembre nuestra oficina de Moratalaz reabrirá al público, ofreciendo una atención presencial de lunes a jueves.

La FRAVM os desea que paséis un fantástico mes de agosto. ¡Hasta pronto!