La extrema derecha actuó de esta manera para ocultar la convocatoria de una manifestación en la que expresar su odio en general y de forma muy particular contra el movimiento LGTBI, un movimiento que cuenta con todo nuestro apoyo y solidaridad.

Nuestra Confederación representa a unas tres mil asociaciones vecinales y entronca con la tradición democrática de lucha antifranquista, con el pluralismo ideológico e independencia de criterio, y se encuentra muy lejos de la xenofobia, del racismo, de la homofobia y del fomento del odio que representan las organizaciones neonazis que se manifestaron el pasado sábado en el barrio madrileño de Chueca.

Por contra, nos mostramos muy a favor de la tolerancia y de la convivencia democrática, y en otro plano, defendemos el desarrollo de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030 de la ONU, que increíblemente fueron el truco que los grupos neonazis usaron para enmascarar una manifestación diseñada para el fomento del odio.

Finalmente, hacemos un llamamiento a la sociedad y a las instituciones democráticas para decir NO al fomento de los discursos de odio y de acciones como la que citamos, incomprensibles ambas en un Estado democrático como el nuestro.