La Ley de Protección del Arbolado Urbano de la Comunidad de Madrid prohíbe la tala de cualquier especie arbórea de más de diez años de edad o veinte centímetros de diámetro de tronco y exige que se plante un ejemplar adulto de la misma especie por cada año de edad del árbol eliminado, cuando la tala sea necesaria por razones de seguridad, extremos que se están incumpliendo en Getafe, a tenor de la Mesa del Árbol.

“La ley también prohíbe la poda drástica, indiscriminada y extemporánea de todo árbol protegido por esta ley, dándose la circunstancia de que las podas están ocasionando la muerte de gran número de árboles en nuestro municipio”, ha asegurado este colectivo, que se puso en marcha al año pasado ante la mala gestión municipal.

La Mesa del Árbol esta formada por la Federación de Asociaciones de Vecinos de Getafe, la Asamblea Vecinal de Perales del Río, la AV Aires Nuevos, la AV Vecinos del Sector III, AV Getafe Central, Ecologistas en Acción de Getafe, la Asociación para el Seguimiento de la Biodiversidad de Getafe (ASBioGetafe) y ARBA (Asociación para la Recuperación del Bosque Autóctono), entre otras entidades y colectivos de la ciudad.