La Plataforma Mayores en Acción, que se puso en marcha en 2013 para defender un sistema de pensiones público, justo y eficiente, ha luchado desde entonces por la dignidad de las personas jubiladas, que en este tiempo han sufrido un deterioro notable de sus condiciones de vida. Un perjuicio motivado por la pérdida de poder adquisitivo y ciertos recortes sociales que les afectan de manera directa, como la reducción de la cobertura de la Ley de Dependencia.

Tras años de pérdida de poder adquisitivo, el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas ha aprobado una subida de las pensiones del 0,25% para 2018, medida que el señor ministro ha comunicado por carta a todos los pensionistas y que no ha hecho otra cosa que encender la espita de la indignación. Desde que conocieron este miserable incremento, que contrasta con el crecimiento actual de la economía española, que se sitúa en un 3%, los colectivos de mayores no han cesado de protestar hasta llegar al 22 de febrero, jornada en la que decenas de miles de pensionistas se concentraron en buena parte de las capitales de provincia de España. En Madrid, la manifestación ante el Congreso de los Diputados, que como la del día 15 fue apoyada por la Plataforma Mayores en Acción, desbordó todas las expectativas y animó a las organizaciones sociales a continuar la batalla en la calle.

La concentración de este jueves, en la que se invita a “cantar las cuarenta a Montoro” supone un nuevo paso en este proceso de movilización en el que los mayores aseguran que “no van a dar tregua” hasta tumbar la ridícula subida del 0,25%.

“Quienes dependemos de una pensión o estamos ya jubilados no tenemos centro de trabajo ni instrumentos como la huelga para defender nuestros derechos. La única manera de manifestar nuestra protesta, nuestra indignación, nuestro rechazo a las agresiones que estamos sufriendo es tomar la calle. Una vez, y otra y otra, las que hagan falta, hasta que nos escuchen y rectifiquemos unas políticas que condenan a las privaciones y a la pobreza a millones de personas que no estamos ya en el mercado laboral, pero que hemos trabajado durante muchos años para levantar este país, traer la democracia y garantizar un futuro digno a las siguientes generaciones”, indican los convocantes de la concentración del jueves, a la que invitan a participar a los vecinos y vecinas más jóvenes.