En el día de ayer las y los organizadores de la San Silvestre Vallecana, patrocinada por la aseguradora Nationale Nederlanden, presentaron la carrera de este año, que tiene como novedad, derivada por la pandemia, la celebración de la carrera popular de manera virtual, mientras que la denominada carrera internacional o profesional tendrá lugar en un circuito físico en el que participarán 500 atletas. Pero este circuito, por primera vez en su historia, transcurrirá fuera de Vallecas en toda su extensión, algo que rechazan las asociaciones vecinales y deportivas de los dos distritos.

Entendiendo la situación sanitaria en la que nos encontramos y la dificultad que supone organizar un evento tan relevante garantizando la seguridad de todas las personas participantes, las entidades ciudadanas consideran un gravísimo error celebrar la carrera en su totalidad fuera de Vallecas. No entienden que no se hayan considerado de manera excepcional para este año alternativas para el circuito, más allá del recorrido tradicional, dentro de los distritos de Puente o Villa de Vallecas, “pues existen alternativas al Paseo de la Castellana que deben ser consideradas”, indican.

“Sacar de Vallecas la carrera solo contribuye a desnaturalizar el evento, destruir la historia de la carrera, íntimamente ligada a los vallecanos y vallecanas, así como atacar un símbolo que forma ya parte de la identidad de estos barrios”, sostienen los colectivos vecinales.

Por ello, hoy mismo las entidades vecinales y deportivas de Vallecas solicitarán una reunión urgente con la concejala delegada de Deportes del Ayuntamiento de Madrid, Sofía Miranda, para que medie con la organización y garantice la celebración del circuito profesional en los barrios de Vallecas, con todas las garantías sanitarias.

Imagen: San Silvestre Vallecana