Doscientas cuarenta familias del madrileño barrio de Butarque (Villaverde) contaban con que sus hijas e hijos, de entre 3 y 5 años de edad, comenzaran el nuevo curso en el colegio Ausias March tras dos años de “traslado forzoso” a las aulas del CP El Greco.

Sin embargo, informa la Asociación Vecinal Independiente de Butarque (AVIB), las obras no finalizarán, al menos, hasta el 3 de octubre, por lo que la Consejería de Educación ha decidido trasladar al alumnado hasta el CP Juan Herrera, situado a más de 11 kilómetros de distancia, en el distrito de Vallecas. Esta decisión obliga a modificar el horario escolar, altera el periodo de adaptación de los alumnos más pequeños y les obliga a hacer un recorrido diario en autobús de más de una hora.

El motivo por el que el CP Ausias March no puede volver a abrir sus aulas a los niños del futuro colegio El Greco es, en palabras de la asociación vecinal, que “para este curso se van a destinar a escolarizar niños de 1º de la ESO, ya que el barrio de Butarque carece de un instituto para los 978 niños entre 9 y 16 años”.

AVIB, para la que “esta política de ampliaciones, parches y chapuzas está condenando a los niños del barrio de Butarque a una educación pública absolutamente vergonzosa”, ha registrado un escrito dirigido a la presidenta de la Comunidad, Esperanza Aguirre, solicitando la construcción de un colegio y de un instituto que ponga fin a “esta situación de temporalidad permanente y de soluciones incompletas, que discrimina a nuestros hijos respecto a los demás vecinos de la región”.

Las familias afectadas, por su parte, reunidos en una asamblea celebrada el pasado miércoles, temen, por el ritmo de las obras, que el colegio no esté listo para el 3 de octubre, por lo que acordaron iniciar una campaña de recogida de firmas y convocar una concentración para el próximo lunes 19 de septiembre a las 19 horas en las puertas del centro, en la calle Estefanita.

Además de los problemas señalados, la asociación y las familias afectadas exigirán a la Consejería de Educación que concluya la  segunda fase de construcción del CP El Greco, al que le faltan aulas de primaria, un comedor y  un gimnasio. Sin olvidar, por supuesto, la construcción de un instituto para el barrio.