Estas entidades, que se han agrupado en la recientemente creada Plataforma Aravaca distrito independiente nº 22 y cuentan con el apoyo de la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid, aprovechando las fiestas patronales, exigen la puesta en marcha de un centro de Urgencias médicas de 24 horas, una biblioteca pública, un instituto público de Enseñanza Secundaria y el servicio de un autobús nocturno de la EMT (“como en cualquier barrio de Madrid”). También demandan que “la antigua casa cuartel de la Guardia Civil (que actualmente sólo es vivienda para los efectivos de ese cuerpo que dan servicio a pueblos como Las Rozas o Majadahonda), se reconvierta en centro cultural para el barrio” y que los vecinos puedan usar los autobuses que atraviesan Aravaca procedentes de Pozuelo en dirección Madrid-Moncloa con el abono transporte de la Zona A, en la que está situado el barrio. Por último, un año después de que las compañías eléctricas suprimiesen el suministro eléctrico aéreo de alta tensión (una vieja reclamación vecinal), exigen la retirada definitiva de las torres y cables en desuso existentes en la zona.

Recordemos que el pasado 28 de mayo unas 200 personas se concentraron en Aravaca para pedir la independencia del barrio del distrito de Moncloa y que los tres colectivos promotores de la campaña, que ya han recogido más de 2.000 firmas, han prometido movilizarse este otoño de manera periódica hasta conseguir sus demandas básicas.