Hace exactamente un año, el 2 de febrero de 2020, la plataforma reinstaló los paneles, pero hace unos días volvieron a ser desmontados y destrozados. Con la reposición del pasado domingo, la entidad quiere mostrar su firme determinación de mantener viva la memoria de la cárcel.

En el acto participaron representantes de asociaciones vecinales, expresas y expresos y activistas de organizaciones memorialistas, quienes denunciaron “los sistemáticos ataques a la memoria democrática perpetrados por el Ayuntamiento de Madrid, cuya última expresión ha sido el intento de borrado del mural feminista del Polideportivo de La Concepción en Ciudad Lineal, pero que acumula muestras de vandalismo y negacionismo neofranquista como la destrucción del Memorial de la Necrópolis del Este, a finales de 2019”.

Por otro lado, solicitaron al Gobierno central que cumpla pronto con la voluntad expresada por el actual secretario de Estado de Memoria Democrática para la creación de un Centro de la Memoria Cárcel de Carabanchel, una demanda ciudadana que se activó hace más de doce años, cuando el edificio del penal fue derruido.

El pasado 19 de enero, miembros de la plataforma que impulsa este proyecto se reunieron con el secretario de EMemorial Alternativo de los presos y presas de la Cárcel de Carabanchelstado y el director general de Memoria Democrática, así como con el secretario general y el director general de Instituciones Penitenciarias, con el fin de avanzar en su realización. Los representantes gubernamentales propusieron la cesión para la memoria de la cárcel de Carabanchel de algunas dependencias de los edificios que Instituciones Penitenciarias tiene previsto construir en el solar de la antigua cárcel.

Los miembros de la Plataforma por un Centro de la Memoria de la Cárcel de Carabanchel, por su parte, reiteraron su propuesta de que el antiguo hospital penitenciario, ocupado actualmente por el CIE de Aluche, albergue el solicitado Centro de Memoria, al tratarse del único edificio que quedó en pie tras la demolición del histórico penal.