La entidad vecinal ha considerado que el movimiento que lucha para parar las consecuencias del cambio climático merecía ser apoyado desde una fiesta tan reivindicativa como la Batalla Naval. “Las y los jóvenes que se han levantado por todo el mundo exigen medidas urgentes que garanticen un futuro de las generaciones que vendrán. Nos están dando una lección y nos indican el camino a seguir. A pesar de las corrientes negacionistas, que solo pretender mantener un modelo económico que favorezca intereses particulares, el cambio climático tiene y tendrá consecuencias sobre todo el planeta. En nuestro territorio: subida del nivel del mar, avance de la desertificación, reducción de la biodiversidad, nuevas condiciones climatológicas con la aparición de nuevas enfermedades para las cuales no estamos preparadas y un largo etcétera”, sostiene la entidad en el comunicado que ha hecho público para la ocasión.

“Urge una respuesta -continúa-, urge implicarse, urge darse cuenta que no hay un planeta B. Se trata de tomar conciencia, se trata de cambiar de modelo económico, se trata de poner la vida en el centro”. En el caso vallecano y en esta particular utopía, la cofradía no quiere “conseguir un puerto de mar gracias al cambio climático y a la subida de las aguas. Ese puerto de mar es algo menos tangible, es un lugar donde se piensa globalmente en el futuro de las personas, donde cabemos todas”, aclara.

Siguiendo esta línea, el colectivo Juventud por el clima será el encargado de pronunciar el pregón del festejo en esta ocasión. Se trata de un grupo de jóvenes que se han adherido al movimiento glogal #FridaysForFuture , que en los últimos meses se ha movilizado de manera intensa para exigir a la clase política las medidas necesarias para afrontar la actual “emergencia climática”. La lectura del pregón tendrá lugar a las 16:30 del mismo domingo en la plaza Vieja de Vallecas (plaza de Puerto Rubio) y supondrá el arranque de la Batalla Naval. Antes, a las 14:00 y en el mismo lugar, la organización repartirá 600 raciones de paella. Las personas interesadas en disfrutar de esta comida popular, deberán adquirir previamente un bono al precio de 6€.

Tras el pregón se producirá la salida de charangas, carrozas, marineras, cofrades y vecinos y vecinas hacia la llamada “zona húmeda”. El desfile discurrirá por las calles Puerto Alto, Martínez de la Riva, Monte Perdido, Arroyo del Olivar y Payaso Fofó, donde concluirá. Como es costumbre, tras a batalla las y los presentes podrán disfrutar de conciertos organizados por el Ayuntamiento.

La Cofradía Marinera ruega a toda la “marinería” participante que evite el uso de globos de agua, “ya que pueden llegar a lastimar si se lanzan desde gran altura o a gran velocidad”.

Con sus 38 años de existencia, la Batalla Naval se ha convertido en el evento más importante de las fiestas de Puente de Vallecas. En su última edición reunió a más de 20.000 personas. Detrás de este éxito se encuentra la Cofradía Marinera de Vallecas, un grupo de entusiastas vallecanos y vallecanas que surgió hace 19 años con el objetivo de sacar al evento de la clandestinidad impuesta por la Junta Municipal del distrito. Hace muchos años que la batalla no solo es legal sino que aparece como una atracción turística de primer orden, un hecho que no ha mermado su carácter popular y reivindicativo.