Unas instalaciones que, al igual que ocurrió el pasado verano con la Finca de la Torrecilla, en ocasiones causan molestias e inciden negativamente en la calidad de vida de los vecinos y vecinas del entorno en el Sur y el Este de Madrid. La contaminación odorífera de la Torrecilla tuvo su origen en el acopio de material granulado de los lodos tratados en la planta, que proceden de depuradoras de agua de la capital.

El 13 de marzo tuvo lugar la primera reunión del grupo de trabajo, y tras la del 3 de abril, sus promotores tienen la intención de citarse cada quince días.

En estos encuentros las administraciones y la federación vecinal tratan de avanzar en “el estudio acumulado de fuentes para la adopción de medidas conjuntas para la eliminación y/o minimización de olores producidos por la suma de instalaciones de depuración y residuos” en la zona.

Respecto a la gestión de la Finca de la Torrecilla, el Ayuntamiento de Madrid informó en la reunión del 3 de abril que está comprobando el expediente de la licencia del concesionario de la finca, que data de 1992. Se trata de una licencia que, por su antigüedad, es probable que no se adecúe a las normativas y exigencias actuales.

Además, el Consistorio ha dado la instrucción de vigilancia “para controlar cualquier acopio que se estuviera produciendo, con el fin de que no genere procesos de autocombustión con efectos de olores y gases”. Así, ha instado a la Policía Municipal a establecer los mecanismos de control y vigilancia necesarios para evitar las condiciones que provoquen episodios de olor en el entorno de la planta de secado de lodos.

La incorporación al grupo de trabajo del Canal de Isabel II, titular de la gestión de las plantas de producción de lodos, sin duda facilitará el análisis de los procesos que se llevan a cabo en la finca para evitar la combustión que se produce por el acopio de material y sus consiguientes episodios de olor.

En este marco, las entidades que forman parte del grupo consideran que debe exigirse un plan de comercialización que impida los acopios planteando otras alternativas de gestión.