“De hecho, las asociaciones ni siquiera hemos recibido información de la propuesta, ni presentada en los órganos municipales de participación, que se ha votado en pleno. La propuesta de presupuestos se ha aprobado gracias a los votos de los partidos del gobierno (PSOE y Leganemos Más Madrid) y de Ciudadanos”, aclara la federación en un comunicado que hizo público hace dos días.

Las alegaciones vecinales no son nuevas. De hecho, según las palabras de la agrupación, “responden a las reclamaciones que venimos haciendo desde hace varios años, en atención a las necesidades de las vecinas y vecinos, tanto los más vulnerables como con programas y actuaciones para tener una ciudad y unos barrios adecuados para desarrollar una vida digna”. Lamentablemente, ninguna de ellas ha sido escuchada ni atendida, hasta ahora, por el Gobierno municipal.

Estas son las 13 demandas registradas por la FLAVL:

1.- La primera propuesta es recuperar 10 millones de los consorcios urbanísticos para invertir en la ciudad. Si se han sacado 10 millones para una rotonda para un polígono a las afueras, la ciudad merece, al menos, lo mismo.

2.- La recuperación de la piscina Solagua con un complejo deportivo con piscina cubierta y otras instalaciones para cubrir la demanda de los 200.000 vecinos de la ciudad.

3.- El desarrollo de la primera fase de un carril bici segregado de los vehículos, para fomentar el uso de la bici de manera segura, para trasladarse por la ciudad. Es un modelo ya implantado en otras ciudades para atender los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU.

4.- Incremento de las partidas destinadas a ayudas, subvenciones y bonificaciones de tasas para mejorar las condiciones de vida en las viviendas más antiguas de la ciudad que no cumplen unos mínimos para que la población mayor permanezca en sus casas:
– Permitir la accesibilidad a las viviendas mediante ascensores y rampas
– Realización de obras en los edificios para aborda la eficiencia energética.
– Realización de obras para la rehabilitación de edificios (cubiertas, bajantes, fachadas…)
En la actualidad sólo hay un pequeño montante del presupuesto del 2019 que todavía no se ha abonado y ni siquiera ha salido la convocatoria de ayudas de 2020.

5.- Plan de arbolado y de zonas verdes para la ciudad. El temporal “Filomena” ha causado estragos en el arbolado de la ciudad, en muchos casos por la falta de mantenimiento que ya se venía sufriendo en los últimos años.

6.- Adecuación de los contenedores de recogida actuales de cartón y plástico se adapten a las necesidades de los usuarios. Los contenedores actuales no son viables para los materiales que depositan las familias, y los comercios, comedores escolares. Tendrían que tener pedal y apertura que permitan depositar bolsas más grandes.

7.- Soterramiento de los contenedores de basura orgánica en toda la ciudad. Con esta actuación se recuperan espacios públicos y se evitan los olores y se gana en higiene.

8.- Instalación en espacios públicos y plazas de escenarios y puntos de luz para facilitar actuaciones en la calle, tanto por artistas locales, como para programaciones culturales programadas por el Ayuntamiento de Leganés (cantautores, grupos amateur de teatro, grupos musicales, cuentacuentos…).

9.- Creación de un paquete de 50 viviendas para atender las necesidades habitacionales de personas en situación de emergencia (desahucios, violencia de género…)

10.- Incremento del presupuesto y del personal del área de Servicios Sociales municipal para poder atender las necesidades básicas de la población en situación de vulnerabilidad.

11.- Creación de un fondo de ayudas para favorecer los gastos educativos que no son gratuitos: tasas de la EVAU, material informático, libros, material educativo y gastos de actividades extraescolares.

12.- Dotación de medios y de profesionales en el Centro de Atención Integral a Drogodependientes (CAID) para que lleven a término los servicios esenciales comprometidos por convenio. Este servicio lleva más de un año sin médico y con los servicios recortados en el momento que más lo necesitan los usuarios.

13.- Creación de una partida de Presupuestos participativos. Es una forma de que las ideas y sugerencias de cada uno de los vecinos sean tenidas en cuenta. Este proceso permite escuchar a los vecinos que quieren a portar ideas para mejorar la ciudad, a partir de una cantidad del presupuesto que se reserva para ejecutar estas propuestas. La ciudad la vivimos todos los días cada uno de los vecinos y es importante recoger propuestas tanto de los vecinos de manera individual como de los colectivos sociales.

A estas 13 propuestas hay que sumar otras que han sido recogidas por asociaciones vecinales de cada barrio y otras entidades con las que habitualmente trabajan, como AMPAS, colectivos de pensionistas, indigentes…“Con estas propuestas pretendemos que se puedan atender las necesidades que viene demandando la población – que, por cierto, están normalizadas en muchos municipios vecinos- y de inversiones en los barrios. Por tanto es una llamada a los partidos que han aprobado los presupuestos inicialmente las tengan en cuenta, ya que son perfectamente abordables. La ciudad se construye entre todos. Es imposible construir la ciudad a espaldas de sus vecinas y vecinos”, concluye en su nota la federación vecinal.